Novedades

06/08/2009 - MARÍA INÉS KRIMER GANÓ EL EMECÉ DE NOVELA

Tomado de http://www.rionegro.com.ar

 

"Río Negro" entrevistó a la escritora entrerriana que se alzó con el premio por su novela "Lo que nosotras sabíamos", un relato que transcurre en la época de la dictadura.


 

 

María Inés Krimer, orgullosa con su galardón, tras conocer la noticia.

(Foto de www.clarin.com)

 

"Lo que nosotras sabíamos", de María Inés Krimer (Entre Ríos, 1951) fue anunciada ayer como la ganadora del 49° premio Emecé de Novela, cuyo jurado estuvo integrado por Sylvia Iparraguirre, Jorge Fernández Díaz y Guillermo Martínez.

 

La obra -elegida entre otras 206 participantes- está ambientada en un pequeño pueblo de Buenos Aires, cuya vida gira alrededor de una poderosa empresa cementera. "Las alumnas de una facultad llegan a una villa para elaborar un informe sobre lo ocurrido durante la época de la dictadura. Una voces femeninas, que son sólo voces y no tienen cuerpos, se sienten interpeladas con la presencia de estas chicas que están haciendo preguntas y comienzan a narrar su propia versión de los hechos de la época", le contó Krimer a "Río Negro".

 

La trama del relato se detiene minuciosamente en los detalles de la convivencia y en los sórdidos secretos de una comunidad cerrada. La autora va descubriendo los recovecos siniestros de una sociedad cómplice con la xenofobia, el prejuicio y la violencia del poder. Las estudiantes que llegan a la empresa preguntan acerca de los sucesos de la época y buscan descubrir qué fue lo que pasó en ese lugar, tratando de alumbrar el rastro de personas que desaparecieron y de las que no se tiene más información.

 

Krimer, maestra y abogada, desde hace diez años se dedica exclusivamente a la escritura, formándose con Guillermo Saccomanno. "Muchos de los últimos premios han salido de sus talleres. Me parece muy importante tener buenos lectores, que a veces lo detienen a uno en las ganas de hacer circular el texto. El lector puede ver cosas que uno no observa, o bien saber cosas del texto que narrador desconoce", señaló la ganadora, autora del libro de cuentos "Veterana" (1998) y de las novelas "La hija de Singer" (2002, Primer premio Fondo Nacional de las Artes) y "El cuerpo de las chicas" (2006, mención Fondo Nacional de las Artes).

 

Tras ser finalista en varios concursos, Krimer logró quedarse con el galardón dotado de 25 mil pesos, además de la publicación de la novela durante el próximo mes. "Lo que nosotras sabíamos" le llevó cuatro años de trabajo, durante los que releyó asiduamente a Manuel Puig. "Hice varias escrituras, probando distintos tonos de voces. Puig fue mi apoyatura para encontrar un tono que me convenció como verosímil para narrar la historia".

 

-¿Por qué Puig?

-Cuando contemplé las diferentes alternativas pensé que ahí había algo que me resultaba familiar, y a mi me interesa mucho trabajar con voces que me resulten propias o conocidas. He vivido en lugares chicos mucho tiempo, entonces conozco esa especie de murmullo o cotilleo donde se cuenta todo, desde lo más cotidiano hasta los grandes acontecimientos, en un mismo registro. Prácticamente no hay diferencia en contar lo más ominoso y lo más frívolo. Todo va en un mismo orden y eso me pareció muy rico como posibilidad narrativa.

 

-¿Hay una intención detrás de la novela?

- Mi única intención es narrar una buena historia, con eficacia, algo que me parece muy complejo. No le tengo temor al tema de la intención, pero pienso que el compromiso político del escritor es con la historia.

 

-¿Qué es una buena historia?

-Es la que está contada de la única forma que puede estar contada. Creo que hay una manera de contarla, más allá de que posiblemente haya más formas de hacerlo. Una buena historia está contada desde un grado de necesidad, o sea que el narrador necesita contar la historia, y encontró la forma y el tono adecuado para hacerlo.

 

Juan Ignacio Pereyra

 

Más información en http://www.clarin.com